miércoles, 1 de marzo de 2017

Un viacrucis, el recorrido para solucionar las fallas del alumbrado público

Antes de finalizar el 2016, las fallas en el alumbrado público parecían estar solucionadas. Sin embargo, la iluminación duró poco y durante la última semana del año, las tinieblas se apoderaron nuevamente de la Calle 22B entre carreras 60 y 66.
 
Por tal razón, ASOBEL envió el 30 de diciembre, un correo electrónico a Diana Vacca, nueva gestora de Codensa para Teusaquillo, con un reporte urgente de la emergencia que se estaba viviendo.  Posteriormente, en los primeros días de enero, esta vez por WhatsApp, la Asociación remitió otra comunicación para solicitar la intervención inmediata de Codensa y poner fin a las fallas del alumbrado público del sector.
 
Sin embargo, por razones de la temporada, la gestora titular no se encontraba disponible. Por lo tanto, ASOBEL logró comunicarse, también por WhatsApp, con el señor Pedro Díaz, persona encargada temporalmente de Teusaquillo.  Paralelamente, la Asociación acudió a la anterior gestora, Luz Miriam Moreno, para buscar una rápida solución a la crisis del alumbrado público.
 
Finalmente, después de estas gestiones, Codensa generó las órdenes de servicio y se priorizó la atención de la emergencia.  Según el reporte conocido por ASOBEL, las fallas fueron ocasionadas por inconvenientes técnicos en la red de media tensión, requiriéndose una intervención por fases ya que no se podía interrumpir el servicio debido a los indicadores de calidad que ya habían llegado al máximo permitido por la ley, lo que hizo un poco más largo el tiempo de reparación.
 
De esta manera, ASOBEL da a conocer los procedimientos que se adelantaron para superar la emergencia y los motivos por los cuales, ni el resultado ni la respuesta de las entidades fue tan eficaz como podría esperarse.
 
¿Cuáles fueron los trabajos realizados?
 
El reporte de Codensa indica que la empresa ejecutó el arreglo de estructuras subterráneas, el cambio de conductor, la modernización y el cambio de reconectadores.
 
Adicionalmente Codensa informó que las cajas se inundaron durante la más reciente temporada de lluvias, lo que ocasionó el deterioro de los cables.  De igual forma, fueron encontrados rastros de roedores que mordieron el cableado, lo que combinado, ocasionó la falla del alumbrado público.
 
No se vio a tiempo
 
Ciudad Salitre Oriental fue elegida dentro del primer grupo de sectores en la ciudad cuyo espacio público sería iluminado con luces led.  Estos trabajos, que se realizaron a finales de 2016, no pudieron ser observados por la ciudadanía debido a la falla en la red media de tensión.
 
Sin embargo, ya estamos disfrutando de este beneficio que mejora la iluminación y permite afianzar la seguridad en Ciudad Salitre Oriental.

No hay comentarios:

Publicar un comentario